No es admisible una Ley que condene y prohíba el aborto ya que es una cuestión de Libertad individual y no un otorgamiento o concesión estatal. 
Es inmoral que una cuestión moral sea impuesta por parte de El Estado afín a esa cuestión. 
Legislar por “Salvar vidas” en la cuestión del aborto (Palabras que creo textuales del infame de Gallardón) es una atrocidad en sí mismo… (Si quisiera salvar vidas no se venderían armas, por ejemplo, a otros países, las armas son usadas para matar) 
Vemos en esta ley retrógada, antiliberal de un gobierno que se supone como tal, una intromisión en la libertad de las personas, de las mujeres, de los hombres acerca de este asunto. 
Es inconcebible que La Nación no diga nada al respecto porque al no estar representada ni tan siquiera puede saberse qué piensan los ciudadanos y sus Representantes de Distrito.
Es aberrante como la cuestión del aborto es tratada por el PP como una salvaguarda de la libertad individual así como el PSOE pretende defenderla. 
La libertad se equilibra a sí misma, no necesita de un Estado protector y proteccionista para regularla y así entrar en la moral individual. 
También es detestable que El Estado subvencione, sufrague el aborto, si esta es una cuestión de libertad individual no debe el Estado ni pagarla ni condenarla y aún menos castigarla. 
Otra cosa sería que La Nación en elecciones uninominales en representantes de distrito pusiesen en sus promesas electorales el “No al aborto” o el “Sí al aborto” ahí sería la Nación la que decidiese si el aborto es aplicable legalmente o no, ahí la moral sería la que decidiese la Representación Nacional. 
Eso sería democrático, la nación decidiría.
El PP se esfuerza en captar votos con una ideología que confían compartir con sus votantes para que se ratifiquen sus posturas pero esa libertad, el aborto o su prohibición es otorgado y no ganado por la Sociedad Civil.
La Libertad Política ayuda a que las libertades individuales, consecuencias de La Forma de Estado y de Gobierno, sean las que legislen y se impongan o no. 
Eso es libertad, lo otro, miseria. 

Un abrazo.

Anuncios