Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

En medio del olvido, hay una supuesta canción latente
blues, jazz, Ellis Regina.
Cada nota de aire que inunda el hogar
llena la estancia de silencios musicales.
Queen, Jobim, Ella Fitzgerald.
Luego retomo la guitarra y el dolor me avisa
ojo, que tocar no es fácil sin dedos.
Y siguen, siguen, siguen flotando los coros
la vida entera inunda la ventana
se cuela entre las motas de polvo.
Joao Bosco, lenine, Simon and Garfunkel,
y sin querer, maravilla de las maravillas
ilusión, vida, alegría, felicidad
vuelvo a conectar con mi alma
y conectar con mi alma a veces no es fácil, te lo aseguro.
Pedro Guerra, Andrés Molina, Rogelio Botanz,
llenan de acordes las nubes.
Hay que acostumbrarse al dolor,
el dolor es parte de todo
pero no te confundas, como la felicidad, también.
Ángel Ravelo, Jorge Santana, Anje Sánchez,
Dani Cano, Vidina Melini, Diego Ojeda…
También son parte del universo lleno de espirales musicales.
Recurrentes son las notas en un pentagrama sin parar
y recurrente es el dolor físico.
Caetano Veloso, Gilberto Gil, Fermín Romero.
Víctor Lemes, Arístides Moreno, Ari Jiménez, Luis Quintana.
Marisa Monte, Sabina, Serrat, Aute, Silvio Rodríguez,
Pablo Milanés, Sixto Armas, …
Todos vuelan por aquí.

Un abrazo.

Anuncios